¿Quién no puede aprovechar algunos consejos de mudanza cuando están empacando toda su vida para un nuevo hogar? Si te encuentras entre las miles de personas que han recogido y trasladado a su familia a un nuevo hogar o una nueva comunidad, tienes recuerdos frescos de algunos de los altibajos o emociones o frustraciones de mudarse.

Haz una lista

¡Escribe todo! Te agradecerás haberlo hecho más adelante. Antes de empacar una sola caja, crea un sistema simple de mantenimiento de registros. Crea una lista impresa por computadora de números con un espacio para escribir los contenidos. O ten una libreta en espiral para el trabajo y no te detengas hasta que todo haya sido anotado.

Ten muchos suministros

Hay una cosa que debes tener muy claro y que jamás debes olvidar: necesitarás muchas cajas, probablemente más cajas de las que piensas, y tener suficientes cajas te hará la vida más fácil. Si compras tus cajas de una empresa de mudanzas Sevilla, siempre puedes devolver cajas sin usar para un reembolso.

Utiliza cajas de armario

Estas cajas altas son perfectas para artículos voluminosos y ligeros, como edredones, almohadas y mantas, así como también para prendas que deben permanecer colgadas. Llama a la empresa de mudanzas Sevilla que vas a contratar para preguntar el ancho de las cajas de armario que traerán.

Coordina por colores

Designa un color para cada habitación de la casa nueva, por ejemplo, amarillo para la cocina, naranja para el comedor, etc. Aplica calcomanías de colores en la caja cerca del número de la caja.

Empaca con antelación

Cualquier cosa que puedas empacar te ahorrará tiempo el día de la mudanza. Si es verano, quítate la ropa de invierno. Realmente no necesitas 5 radios o televisores alrededor de tu casa durante los últimos días. Y así con todo lo que puedes empacar de manera adelantada.

Imagina cómo quieres que se sienta tu nuevo hogar

Lo mejor que puedes hacer para prepararte para cualquier movimiento es soltar el exceso de pertenencias. Motívate para despejar el desorden visualizando esto como una oportunidad para racionalizar tus pertenencias y dejar ir las cosas que deseabas deshacerte. Ahora es tu oportunidad.

Cuando estés considerando conservar un artículo, imagina empacarlo, transportándolo físicamente de tu casa anterior a la nueva y desempaquetarlo. ¿Vale la pena el esfuerzo? ¿Cómo te sentirías al ver este artículo en tu nuevo hogar? Si la respuesta es “abatido”, deja que sea tu señal para dejarlo ir.

Comienza con el movimiento virtual

Si todavía no tienes el hábito de realizar una copia de seguridad de sus datos, ahora es el momento de invertir en un disco duro externo o registrarse en un servicio de almacenamiento de datos en línea. Saber que los archivos de tu computadora y tus fotos digitales están respaldados de manera segura puede quitarte un gran peso de encima.

Si no lo has usado en años, no lo mueva

Muchos artículos en nuestros garajes, áticos y sótanos permanecen intactos y olvidados durante años, lo que plantea la pregunta: ¿por qué nos aferramos a esto? Si ni siquiera puedes recordar la última vez que quisiste usar algo, deshazte de él. Una vez que haya reducido las cosas, los artículos en las áreas de almacenamiento de su casa se pueden empaquetar y etiquetar para la mudanza.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.